Entrevista. Manuel Marsol nos comparte sus experiencias desde otros planetas y las profundidades del mar

Un niño observa, desde la terraza de su casa, cómo el mar se llenaba de medusas. La causa de este suceso era el calentamiento global, pero para el pequeño observador tal acontecimiento le parecía una invasión de extraterrestres. Esta imagen quedó grabada en la memoria de este niño, quien al crecer se convertiría en ilustrador y representaría esta escena en su libro “Ahab y la ballena blanca”, ganador del III Premio Internacional de Álbum Ilustrado Edelvives.

ahabballena_medusas_manuel_marsol

Ilustración de “Ahab y la ballena blanca”

Manuel Marsol, además de crecer entre medusas y presenciar invasiones extraterrestres, tuvo un acercamiento e interés por la pintura desde temprana edad debido a que sus padres eran profesores de Historia del Arte, y las corrientes artísticas siempre convivieron con él. Cuando resurgió el boom de la ilustración en España, comenzaron a generarse libros y editoriales con contenido ilustrado y fue cuando Marsol descubrió que las verdaderas vanguardias artísticas se generaban entre las páginas de estos libros, como “La Mosca” de Gusti o “Los tres erizos” de Javier Sáez Castán; por ello decidió emprender una carrera en esta profesión. Cuando te acercas al libro infantil descubres que se están realizando cosas muy novedosas, donde hay gente haciendo cosas muy diferentes y con gran calidad artística, asegura Marsol.

GatoBrasilConanDoyle Manuel Marsol

Ilustración de Manuel Marsol para “El Gato de Brasil”, de Arthur Conan Doyle.

La trayectoria de Manuel en la ilustración le ha generado diversos premios como el III Premio Internacional de Álbum Ilustrado Edelvives y el V Catálogo Iberoamericano de Ilustración. Y su trabajo ha sido seleccionado en la muestra de ilustradores de la Feria del Libro Infantil de Bolonia 2014 y 2015. En 2012, recibió mención especial en el certamen de ilustración Lorenzo Goñi del Museo ABC de Dibujo. Ha colaborado para editoriales como Edelvives y Orfeu Negro.

En la siguiente entrevista, Manuel Marsol nos comparte un poco de su experiencia en el proceso creativo, cómo involucra sus gustos y recuerdos en su trabajo, cómo ser un gran astronauta y cuáles son las maravillas del mar.

Platícanos un poco de tu primer acercamiento a la ilustración. 

Yo trabajaba en publicidad, hacía anuncios de televisión y prensa y siempre me ha gustado mucho dibujar. Mientras trabajaba en publicidad, fui compaginando el trabajo de creatividad con el de ilustración, abrí un blog y poco a poco me fui dando cuenta que quería dedicarme más enserio a esto. Decidí abandonar la profesión de publicidad y me inscribí a un máster en Barcelona, de ilustración infantil y juvenil en la Escuela de Arte y Diseño EINA. Sucesivamente comencé a presentarme a concursos y realicé proyectos por mi cuenta.

¿Qué representa un “accidente” en la ilustración?

En mi caso, el accidente me ha ayudado a desarrollar una voz personal, porque a partir de formas que encuentro en los cuadernos de bocetos o en las manchas de pintura, empiezo a jugar y a crear con ellas. El accidente dibuja mucho mejor que uno mismo, porque tiene la gracia que en muchas ocasiones tratamos de medir o controlar.

En 2014 el jurado del V Catálogo Iberoamericano de Ilustración otorgó el primer lugar a Manuel Marsol por la serie ilustrada “La Casita”, por su elevada calidad artística y por la sensibilidad poética en el manejo de atmósferas y su capacidad para transmitir emociones y múltiples lecturas.

Portada-catlogo-5_iberoamericano_manuel_marsol_w_670

Imagen del V Catálogo Iberoamericano de Ilustración

¿Cómo surgió “La Casita”?

Así como existen los accidentes en el mundo analógico, también existen los accidentes digitales. Yo estaba haciendo un trabajo diferente que no tenía nada que ver con la serie final. Mientras borraba capas en el programa con el que estaba dibujando, apareció un gigante que surgía entre nubes y una casa. De esta manera me empecé a plantear la historia. Surgió como un mundo nuevo que estaba delante de mí y de la misma manera surgió el personaje; en un principio no tenía muy claro qué iba a suceder con él.

Cuando suceden este tipo de situaciones, intento buscar un poco en los temas que más me interesan. El paso del tiempo es uno de ellos, los recuerdos y las memorias; y fue como empecé a dibujar con esa idea en la cabeza. Al gigante le creció un árbol en la cabeza, el tiempo pasaba y las estaciones del año pasaban.

LaCasita_03Primavera_manuelmarsol_w

Ilustración de la serie “La casita”

¿Cómo fue tu experiencia en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, donde se llevó a cabo la entrega del premio del V Catálogo Iberoamericano de Ilustración?

¡Fue impactante! Es una feria espectacular. Fue una experiencia muy enriquecedora: dar talleres y conocer personas que tienen otra manera de pensar. ¡Para mí, ha sido un regalo!

Platícanos un poco sobre el taller que ofreciste en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara.

El taller que ofrecí trató un poco sobre el accidente, sobre intentar romper con la manera en la que dibujamos, la cual puede ser nuestra mejor herramienta, pero también nos limita, porque caemos en fórmulas, por ejemplo, a veces dibujamos los ojos de la misma manera y caemos en ese tipo de problemas que hacen que nuestro trabajo no resulte espontáneo o no resulte fresco. Por eso intenté realizar un taller en el que los participantes olvidaran un poco su manera de dibujar. Les pedí que dibujaran con manchas, que intentaran olvidarse de todo y dibujaran como cuando eran niños y que se dejaran llevar por las emociones de manchar el papel; y surgieron cosas no convencionales o lo que no se esperaban los participantes. Lo importante es la imagen y el cómo se llega a ella, me parece algo totalmente anecdótico. Es primordial realizar imágenes interesantes.

Este 2015, el trabajo de Marsol fue seleccionado, de manera consecutiva, en la muestra de ilustradores de la Feria del Libro Infantil de Bolonia y detrás de las ilustraciones seleccionadas en 2014 existe una gran historia.

¿De qué tratan las ilustraciones con las que fuiste seleccionado en la Feria del Libro Infantil de Bolonia 2014?

Estas ilustraciones tratan de un astronauta. El proyecto se llama “Astro”, un álbum en el que estoy trabajando. Está inspirado en el mundo de los videojuegos, de un personaje que viaja a un planeta. El astronauta, en lugar de comportarse como un astronauta, se comporta como un niño que va de viaje y mira todo con curiosidad. Y el planeta no es violento, también es curioso con el astronauta. Para esta serie me inspiré en libros de ciencia ficción como “Solaris” de Stanisław Lem y en el filme “2001: A Space Odyssey” de Stanley Kubrick. “Astro” tiene un mensaje muy profundo que está relacionado con la existencia, con el origen de la vida y que, al final somos átomos o estrellas que un día estallaron en el “Big Bang”.

Ilustración de "Astro"

Ilustración de “Astro”

Cuéntanos sobre tu proceso creativo.

Estudié Publicidad y Comunicación Audiovisual e hice, en alguna ocasión, un cortometraje, por lo que el mundo del cine y la literatura son fuentes indispensables para mi trabajo. Estas referencias me ayudan mucho a captar la atmósfera de lo que quiero crear y a transmitir sensaciones, porque en muchas ocasiones me resulta difícil concretar ideas para una ilustración. Por ejemplo, para la realización de “Astro” vi y leí muchísima ciencia ficción. Solo que en ocasiones se abusa, me pasó con el proyecto de Kafka, en el que creo que existe un momento en el que se tiene que frenar con las referencias, porque se convierte en una bola gigantesca y no se sabe qué hacer con ella. Se abren tantos caminos y se vuelve complicado decidir a dónde dirigirse, sin embargo, es necesario para lograr captar la atmósfera. 

¿Cómo fue el proceso del libro “Ahab y la ballena blanca”?

Este proyecto fue una mezcla. La documentación ocurrió en dos sentidos. Yo quería realizar un libro inspirado en “Moby Dick”, por lo que tenía que conocer el libro de Herman Melville y ver las películas que se han hecho, como la de John Huston. Y también tuve que hacer una documentación de lo que yo he vívido, porque uno debe documentarse con su propia vida y con las sensaciones que lo han emocionado. El proceso de “Ahab y la ballena blanca” se desarrolló entre la historia de “Moby Dick” y mi experiencia con el mar.

Cuando yo era pequeño, iba a veranear a Murcia, a la Manga del Mar Menor, y ahí buceaba horas con mi hermana; veíamos a las medusas y nos tirábamos horas buceando alrededor de peces y experimentábamos una mezcla de miedo, emoción y felicidad. Por lo que, más que hacer una obra sobre “Moby Dick”, lo que quería hacer era una obra relacionada con mi infancia y lo que más me gustaba (y me gusta): el mar, todo lo relacionado con el mar, lo cotidiano del mar y lo fantasioso del mar. Cuando metes la cabeza en el mar, ves algas y te dejas llevar, te das cuenta que estás en un planeta, un mundo completamente fascinante y yo quería hablar de eso.

ahabballena0_manuel_marsol

Ilustración de “Ahab y la ballena blanca”

Platícanos un poco sobre tu técnica.

Nunca he sido un gran dibujante, me refiero a un dibujante clásico capaz de dibujar de manera realista, por lo que siempre realicé de manera natural todo lo que tuviera que ver con el error o con un dibujo deforme, porque es lo que yo hacía y lo que también me gustaba hacer.

Cuando dejé la publicidad, estuve pintando con el pintor madrileño López Soldado, quien era amigo de mi padre. Siempre me ha gustado lo que hace porque es un pintor abstracto y me enseñó cómo trabajaba y muchas de sus técnicas las adopté de manera natural, porque siempre las veía y me entusiasmaba lo que hacía. Yo siempre he creído que si te gusta un artista, debes explorar su estética y su corriente artística, porque al final el trabajo de este artista te toca emocionalmente y cuando algo te toca emocionalmente debes trabajar en ello para colocar un peldaño más a tu trabajo. No hablo de copiar, pero sí de indagar en lo que a uno le gusta.

¿Qué libros o autores te gustaría ilustrar?

La lista es infinita, pero tengo un proyecto de Juan Rulfo, quien por su sencillez y complejidad me encanta. También Roberto Bolaño es un escritor que me apasiona y me encantaría realizar algo relacionado con su obra.

Juan Rulfo ilustrado por Manuel Marsol

Juan Rulfo ilustrado por Manuel Marsol

¿Cuáles son los consejos que darías a los ilustradores que desean participar en la convocatoria del VI Catálogo Iberoamericano?

En general, podría recomendarles que vean mucho trabajo de ilustradores y que no intenten caer en tendencias que todo el mundo está repitiendo. Lo mejor es ser sincero y contar las cosas que has vivido y has sentido. En “Ahab y la ballena blanca”, yo he expresado la obsesión que he sentido por encontrar soluciones en mi vida, teniendo la solución enfrente y no darme cuenta, así como he experimentado todas las emociones relacionadas con el mar que se ven en el libro.

¿Cuáles fueron tus ilustraciones favoritas del V Catálogo Iberoamericano?

Todas me gustan. Recuerdo con gusto el trabajo de Pau Masiques, que era una especie de Godzilla que se metía por la ciudad, muy divertido; en general me gusta mucho el trabajo de Ana Pez, quien ganó mención; las ilustraciones de Roger Ycaza también me gustan; las ilustraciones de Efealcuadrado (Raquel Fernández) me interesaron bastante por cómo utilizó las texturas y por la atmósfera del oso invernal y el trabajo de Marcos Guardiola.

El trabajo de Manuel Marsol sigue contribuyendo a la literatura y a la ilustración, próximamente publicará una versión ilustrada de “La Metamorfosis” de Franz Kafka; también planea realizar un libro con la historia de la “Casita” o el “Gigante Rojo”, y le gustaría crear un libro álbum tipo western.

METAMORFOSIS_Kafka_ManuelMarsol_670

Ilustración de Manuel Marsol para “Metamorfosis” de Franz Kafka


ahabballena2_manuel_marsol

Ilustración de “Ahab y la ballena blanca”


LaCasita_Viento__manuelmarsol_w

Ilustración de “La casita”


Ilustración de "Astro"

Ilustración de “Astro”


Ilustración de "Caracolección"

Ilustración de “Caracolección”


3_tanagusto_manuelmarsol

“Agustísimo” de la colección Escena del Mediterráneo de Manuel Marsol

 

Advertisements

4 thoughts on “Entrevista. Manuel Marsol nos comparte sus experiencias desde otros planetas y las profundidades del mar

  1. Pingback: Comparte tu trabajo en el próximo Network de IlustraTour 2015 | La Neif

  2. Pingback: Convocatoria. Participa en la 5.ª edición del Premio Internacional Álbum Ilustrado de Edelvives | La Neif

  3. Pingback: Exposición. El V Catálogo Iberoamericano de Ilustración se exhibe por primera vez en la Ciudad de México | La Neif

  4. Pingback: CuandoTePresentoelMundo | El mar resume el misterio de la vida

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s